Papas fritas permitidas: cómo lograr la cocción más saludable

0
794

 

Papas fritas permitidas: cómo lograr la cocción más saludable

Las sugerencias de las licenciadas en nutrición Julieta Caramuti y Natalia Vincent para reducir sus efectos negativos.

Las papas fritas son la perdición para muchos. ¿Quién puede resistirse a ellas como acompañamiento o en un buen picoteo?

¿Deberíamos desterrarlas? Para nada. No está mal comerlas de vez en cuando y más, si están hechas en casa y siguiendo unos tips que aseguren una fritura más saludable.

Aquí te dejamos las sugerencias de las licenciadas en nutrición Julieta Caramuti y Natalia Vincent.

– Comprueba la temperatura del aceite

Esta debe ser alta en el momento de introducir las papas o el alimento que se vaya a freír (para que las papas fritas queden crujientes, la temperatura ideal es aprox 180*C). Si la temperatura es todavía fría, los alimentos van a absorber mucha cantidad de aceite y no quedarán crocantes.

– Fríe en varias tandas de pocos alimentos

Esto ayudará a que la temperatura del aceite no baje y por lo tanto, como se explicó en el punto anterior, que los alimentos queden embebidos con mayor cantidad de aceites.

– Escurre bien la grasa extra del alimento

Es uno de los secretos de las abuelas que no pierde vigencia. Además, antes de servirlas, conviene colocarlas sobre servilletas de papel absorbente.

 No tapar las papas ya listas

Esto las mantendrá crujientes y más ricas. ¡A disfrutar!

Comentarios

comentarios