Wilnelia Martín Medina: “Uno de nuestros fuertes es la alimentación de producción propia ecológica”

0
172
Fotografía: Rubén De Cándido

Wilnelia Martín Medina: “Uno de nuestros fuertes es la alimentación de producción propia ecológica”

Diplomada en Turismo por la Escuela Superior de Turismo Tejera Reyes, Wilnelia Martín es la actual directora del emblemático hotel Vallemar ubicado en el Puerto de la Cruz.

Nacida en Haría, Lanzarote, comenzó a trabajar en el sector desde muy joven como relaciones públicas en la cadena Beatriz Hoteles de Costa Teguise. Su buen hacer la llevaron a ocupar los cargos de subdirectora y directora. Al poco tiempo, la cadena la traslada al Puerto de la Cruz donde reside desde entonces.

¿Cómo si siente viviendo en el Puerto? “Para mí es como estar en casa. Aquí me formé profesionalmente, pero también venía con mi familia de vacaciones cuando era más pequeña. Llevo viviendo y trabajando en la isla muchos años y me siento muy bien”.

Dirige uno de los hoteles más emblemáticos del Puerto de la Cruz. ¿Cómo está siendo la experiencia? “Muy interesante. El Vallemar es un hotel con un potencial enorme, no solo a nivel del tour operador y del cliente que viene a pasar sus vacaciones, sino también para trabajar con el cliente local. Nuestro fuerte es la ubicación, tenemos una ubicación privilegiada, y la alimentación, ya que trabajamos con producción propia ecológica, tenemos nuestra propia finca en Valle Guerra”.

Un hotel que trabaja con producción propia ecológica, ¿cómo se explica esto? “La propiedad, que es una propiedad familiar, es de apostar por una buena alimentación y, sobre todo, por la ecológica. Han querido que se fomente en sus hoteles y, para ello, han adquirido una finca que, poco a poco, nos ha ido dando una producción para ofrecer a nuestros clientes”.

¿Merece la pena? “Estamos convencidos de ello, además, es algo que nos diferencia de cualquier otro hotel. Incluso para el personal de cocina es algo muy interesante, trabajar con productos de primera calidad como los que nos ofrece esta finca, es una maravilla”.

¿Qué tipo de cliente es el que viene al hotel Vallemar? “Tenemos la suerte de tener un cliente repetidor y de larga estancia. Hay clientes que llevan viniendo más de 50 años y que pueden llegar a estar por dos o tres meses. Principalmente, nuestra clientela es alemana y nórdica, muy exigente, que busca calidad, sobre todo gastronómica, y tranquilidad”.

El hotel ha sido remodelado hace poco tiempo. ¿Cómo han valorado esos clientes repetidores esta remodelación? “Sí, estuvimos cerrados durante dos meses. Se han reformado todas las habitaciones. Hay que evolucionar con los tiempos. Los clientes lo agradecen, está claro, pero la esencia del Vallemar sigue siendo la misma, es decir, un destino único, el trato exquisito, un servicio inmejorable en todos los aspectos y la cercanía que tratamos de ofrecerles para que, hoy como siempre, se sientan como en casa”.

Hemos visto que tienen también unos salones espectaculares… “Sí. Ese es otro de nuestros puntos fuertes. El año pasado lo cerramos con un total de 105 eventos, entre ellos varios congresos. Estamos intentando abarcar también el segmento de convenciones y congresos. La verdad es que estamos muy contentos en este sentido”.

¿Con qué plantilla cuenta actualmente este hotel? ¿Y el número de mujeres? “Actualmente contamos con una plantilla de noventa y cuatro personas y las mujeres representan el 50% y su presencia está en todos los departamentos”.

De un tiempo a esta parte se observa un repunte turístico en el Puerto de la Cruz, probablemente debido a la remodelación de algunos puntos de la ciudad. ¿Cómo cree que se refleja esto en la industria hotelera local? “Personalmente, creo que es totalmente positivo y necesario, porque como hotel puedo hacer todas las reformas que quiera y tener el mejor hotel de la zona, pero si, por ejemplo, los accesos son malos, las calles no son transitables, etc. es imposible que pueda vender, porque, al final, lo que vendemos es el destino”.

 

Redacción Más Mujer

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

comentarios