En el post anterior vimos como influye el color en nuestra imagen y la importancia de elegir los colores que más nos favorecen para realzar nuestra belleza y disimular los rasgos que queramos que pasen desapercibidos.
Ahora, queremos profundizar un poquito más y descubriremos juntas que hay tantas teorías del color como manuales abordan el tema de la colorimetría en la Asesoría de Imagen….pero vamos a darle un toque práctico que llene nuestro armario de estilo y color!

La teoría de las armonías.
Esta teoría clasifica a las personas en cálidas y frías teniendo en cuenta la temperatura de su piel. Para ello, lo primero que tenemos que saber es el tono de nuestra piel; si nuestro tono de piel es amarillo o dorado, seremos una persona cálida; si nuestro tono de piel es rosa o rojizo seremos una persona fría. Excepcionalmente puede que tengamos un tono neutro.
Determinar cuál es nuestro tono de piel no es tarea fácil. ¿Cómo lo podemos saber?
Observándonos bien en un espejo, sin maquillaje, con la cara lavada y luz natural. Si nuestra piel tiende hacia el amarillo o el dorado, tendremos un tono de piel cálido. Si por el contrario tendemos hacia el rosa o rojizo, el tono de nuestra piel es frío.
Mirándonos las venas de las muñecas, si son verdosas nuestro tono será cálido, si son azuladas, nuestro tono de piel será frío.
Utilizando una pañoleta dorada o plateada: Si nos sienta mejor la pañoleta de color plata seremos una persona fría, si nos favorece más la pañoleta de oro, seremos una persona cálida.
Si somos una persona cálida los colores que más nos favorecerán serán los rojos, naranjas y amarillos. Si somos una persona fría los colores que más nos favorecerán serán los violetas, azules y verdes.
Esta primera clasificación de las personas en cálidas o frías es muy genérica. Para hacer una clasificación más detallada no solamente tenemos que tener en cuenta nuestro tono de piel sino que, además, tenemos que atender a nuestro color de pelo y el color de nuestros ojos.
Por ello, surgieron varias teorías que trataron el tema del color en la Asesoría de Imagen, desde una perspectiva más amplia y cuyo objetivo final es establecer cuáles son los colores que más nos favorecen dependiendo de nuestras características físicas.

Sistema de las 4 estaciones.

Ahora vamos a ver como a través del sistema de las 4 estaciones podemos saber qué paleta de colores le favorece más a una persona dependiendo de la temperatura de la piel, del color de sus ojos y el color de su pelo.
Como regla general, las personas frías serán invierno y verano y las personas cálidas primavera y otoño.
QUECA COLOII 11.Invierno: La persona tiene el rostro rosa o azulado y tiene la piel pálida. El pelo y los ojos suelen ser oscuros. Las personas de origen asiático o las personas que tienen el pelo muy rubio casi blanco formarían parte de este grupo.
Los colores que más le favorecen son los siguientes: los colores intensos como el negro, azul marino, fucsia, plateado, rojo y rosado, y también el color amarillo o blanco.

QUECA COLOII 44.Primavera: Las personas tienen una piel blanca o melocotón, es decir, muy clara. Tienen el pelo rubio dorado, cobrizo o rubio rojizo. Los ojos son azules o verdes.
A estas personas le favorecen los siguientes colores: el color melocotón, amarillo, dorado, marrón dorado, marfil, toda la gama de verdes, azul claro, salmón y algunos rojos.

QUECA COLOII 33 Otoño: Las personas suelen tener la piel dorada y el pelo pelirrojo, negro o rubio dorado. Los ojos son castaños.
A estas personas le favorecen los siguientes colores: los tonos tierra, tipo camel, beige, naranja, dorado y marrón oscuro; el rojo fuerte y coral, turquesa, oliva y violeta.

QUECA COLOII 22.Verano: Las personas, en este caso, son rubias o de pelo castaño claro. Los ojos suelen ser claros.
Los colores que más le favorecen a este tipo de personas son los siguientes: morados, amarillo pálido, los lilas, gris perla, arena, turquesa, fucsia, blanco, verde azulado y esmeralda, y los tonos pastel.

Sistema de las 12 estaciones.
El Sistema de las 4 estaciones evolucionó a un sistema mucho más preciso donde se tenían en cuenta no solamente las características físicas de la persona sino además se analizaba la saturación, el valor y el tono de los colores.
Cada estación tiene su paleta de colores, a saber, unos determinados colores que a la vez se subdividen según su saturación, su valor y su tono. EL objetivo es conseguir la armonía entre los colores y el rostro de la persona.

Sistema Tonal: Intensa, Luminosa, Clara, Suave, Fría y Cálida
El sistema tonal es uno de los sistemas más completos. Se basa en que cada persona tiene una característica dominante en su colorido personal: luminosidad e intensidad, frialdad o calidez, y suavidad o claridad.

¿Ya sabes qué tipo de persona eres? ¿Eres una persona cálida? ¿O eres invierno? Pero nunca olvides que el mejor método es el que se adapte a tu personalidad, a tus gustos y a tu estilo de vida! Un estudio de color personalizado es, sin duda, el mejor sistema de colorimetría.

Queca Personal Shopper
Imágenes: Fuente Internet

Comentarios

comentarios

1 Comentario

Comments are closed.